YA NO NECESITAN NADA

Publicado por: Adriana Andrade Losada En: RELATOS DE MUJERES En:

"Gracias al cielo por ser mujer, gracias por poder vivir en estos tiempos en los que las mujeres caminan hacia delante, y deciden con quién quieren compartir sus vidas y sus camas"

...."Qué injusticia y qué fracaso del monstruo, pues ese dolor multiplicado, ese dolor de más nos ha convertido en seres excepcionales, fueras de serie, tan geniales tan auténticas y tan de verdad"

YA NO NECESITAN NADA

Solamente encuentro un lugar en el que me siento totalmente cómoda, en el que no tengo miedo, en el no quiero salir corriendo. Ese lugar es junto a vosotras, amigas, que me reconfortáis y me entendéis mejor que yo a mí misma.

Quiero parecerme a vosotras, quiero parecerme a las mujeres fuertes que me rodean, quiero estar todo el rato con ellas. Son elevadas, orgullosas y seguras, somos nosotras las del sexo débil.

No quiero ser otra cosa que esto: mujer con amigas mujeres que se apoyan y se admiran, que no dejan que las enfrenten. Mujeres que pasan volando por encima de las críticas, que se reconocen al mirarse a los ojos, que ya no sacan las uñas ni se tiran del pelo, que se entienden de verdad, que se facilitan la vida, que no se paran a escuchar absurdeces y que lo tienen claro, tanto que a veces asustan.

 No necesitan nada y sólo hacen lo que les mueve, sólo hablan de lo que quieren, no les dan vergüenza sus sentimientos, ya no.

Gracias al cielo por ser mujer, gracias por poder vivir en estos tiempos en los que las mujeres caminan hacia adelante, y deciden con quién quieren compartir sus vidas y sus camas.

 Ojalá ya ninguna mujer tenga que sufrir por serlo ¿no es por sí misma difícil la vida? ¿Es que no hay ya bastante dolor en nosotros? ¿Por qué? me pregunto ¿por qué a parte del dolor intrínseco a estar vivo nos añadieron el de tener que sufrir el doble por ser mujeres?

Quién inventó eso, a quién se le ocurrió tal atrocidad, es que quien lo decidió era un monstruo salvaje sin corazón, era alguien que nos tenía miedo, que decidió que nos lo merecíamos.

 Pero por qué tanta amargura pero por qué tanto dolor innecesario ¿no era suficiente el dolor de estar en la vida que tuvieron que sumarle el dolor de estar siendo mujer?

Qué injusticia y qué fracaso del monstruo, pues ese dolor multiplicado, ese dolor de más nos ha convertido en seres excepcionales, fueras de serie, tan geniales tan auténticas y tan de verdad.

 Fuera monstruo de aquí, ya no nos haces daño, ya no vales para nada, tus garras representadas en el machismo de muchos no nos hacen ni cosquillas, tu lengua envenenada no es más que el eco de un pobre hombre vacío, ya no se te escucha ni susurrar, tus pisadas son lánguidas y torpes, estúpido monstruo eres lo más parecido a la nada, insignificante cobarde.

Lárgate del mundo, nunca hiciste falta, pero ahora todavía menos, porque existen hombres que también te han visto huir y caer vencido, porque también ellos empiezan a estar de nuestro bando, ya sólo convences a los débiles mentales, que poco tienen que hacer contra la mitad del mundo más todos los que cada día, se unen a nosotras.

 Pobres idiotas envenenados por él, vosotros seréis la última huella en la tierra del asco que provoca el odio hacia nosotras, ya no hay nada que hacer, comienza una nueva era, abandonad la ignorancia o escondeos en vuestras guaridas, vamos a por vosotros cabrones, ni se os ocurra morir matando.

 

comentarios

Deja tu comentario